domingo, 22 de julio de 2012

CARTA ABIERTA AL GOBERNADOR DE LA PROVINCIA DE LA RIOJA


QUIERO DEJAR CLARO, ANTE EL PUEBLO QUE ES USTED EL ÚNICO RESPONSABLE DE LO QUE PUDIERA SUCEDER, SIENDO TAMBIÉN EL ÚNICO QUE PUEDE CAMBIAR LA HISTORIA QUE, HASTA EL MOMENTO, PARECE INEXORABLE.

Me dirijo a usted sin ánimo de faltar el respeto a su persona ni a su investidura, por dos motivos fundamentales que hacen a la vida de todos los riojanos.El primero es hacerle saber que como partidario del Intendente de la Capital de La Rioja, elegido por segunda vez por la mayoría del Pueblo capitalino, y en lo que a mi derecho de ciudadano de La Rioja me corresponde, le traspaso en su totalidad la responsabilidad histórica por los resultados que se obtendrán por generar una crisis institucional, política, social y económica a la que su forma de administración gubernamental ha llevado a la Provincia.






La Rioja 2012

Sr. Gobernador
de la Provincia de La Rioja
Dr. Luis Beder Herrera
Ante el Pueblo de La Rioja


Quiero dejar claro, ante el Pueblo que es usted el único responsable de lo que pudiera suceder, siendo también el único que puede cambiar la historia que, hasta el momento, parece inexorable.


El segundo motivo que me inspira a escribirle es una simple, o no tanto, pregunta: ¿POR QUÉ? En el fundamento de la respuesta reside, entre otras cuestiones, la evaluación histórica de su decisión y un nuevo interrogante que lo esperará al final de su propio camino: ¿VALIÓ LA PENA?


Son dos líderes originados en la misma historia, una historia grande, difícil, luchada. Una historia que nos marcó a fuego, tanto por el coraje y dignidad de nuestros caudillos y su gente, como también por las agachadas y traiciones de aquellos coroneles de Mitre. Una historia de riquezas, ideales y miserias.


Tras el recodo del camino en Barranca Yaco, tras el artero asesinato del Chacho en Olta, tras la traición de Pozo de Vargas, se han hecho la pregunta ¿Por qué? Supieron responderla, fue bueno para algunos intereses, pero cuando llegó la hora del ¿Valió la pena?, taparon en la historia oficial los nombres de la vergüenza: Sarmiento, Mitre, Urquiza, etc.



La historia popular excede con el tiempo a las potencias mediáticas. ¿Serán capaces sus medios -que hoy acusan a Quintela, lo recriminan, lo culpan de ser violento- de esconder su nombre, de evitar que se condene a Beder Herrera como históricamente al único responsable?. Estoy solo seguro de una cosa, el Intendente estará del lado de la gente como siempre, gente de trabajo, gente buena, riojanos, de aquí y de allá y cada vez más. Ellos se hicieron la pregunta y saben ¿Por Qué? También sabemos de antemano que valió la pena. Esta lucha ennoblece.


Transitaron juntos ,muchas historias. Se parecieron y se diferenciaron, acordaron y también se enfrentaron. Siempre creí que más allá de las diferencias y los matices, ambos vislumbraban otra Rioja.


Entonces nos comprometimos con nuestro espacio, con el mejor peronismo, detrás de un proyecto nacional y popular y lo acompañamos. Lo acompañamos sin pedir nada a cambio, Señor Gobernador. Ni los lugares en las listas que nos correspondían y le dirigimos la campaña, y le dimos la posibilidad del éxito no solo en la Capital. Así subieron quienes hoy desde la Cámara de Diputados, de la Nación y de la Provincia, desde el Senado, desde el Concejo Deliberante nos atacan arteramente ante su orden final "Disparen contra Quintela".


Entonces funcionarios funcionales, legisladores, jueces, intendentes, dejando sus deberes de lado atacan el municipio, superponen sus tareas, abandonan sus propias políticas de Estado para torcer la mano de Quintela. ¿POR QUÉ?


Comenzaron juntos accionando contra Maza por la megaminería, usted fue claro y nosotros acompañamos, y Ricardo acompañó porque una nueva provincia parecía asomar: El Famatina no se toca. Usted lo dijo y juró. La gente votó, nosotros lo votamos. El Famatina eufórico, nosotros también.


Después usted, triste, solitario y final como diría Osvaldo Soriano, tomó la decisión. Como Urquiza que abandonó Pavón para que el éxito federal perdiera para siempre su lucha ante el gobierno unitario de los porteños, desfinanció a su gente, compró dignidades baratas y se puso al frente, personalmente a dirigir esta empresa de "Disparen sobre Quintela".


De éste lado los anónimos, como los del ejército del Chacho, trabajadores, profesionales, comerciantes, desocupados, excluidos. Del suyo y los unitarios de Buenos Aires, apellidos nobles, notables y sacrificados: Chamía, Oviedo, Tineo, Minuzzi, etc., etc., etc.
Es cierto, nos vamos muy atrás, pero es la misma lucha y no podemos cometer los mismos errores. Detrás del desfinanciamiento, detrás del oro del Famatina o de las SAPEM, se esconde el verdadero enemigo. ¿Por qué necesita el enemigo disparar contra Quintela? ¿Cuál es el riesgo de que el Intendente complete con éxito su gestión?


Evidentemente señor Gobernador usted abandonó la historia grande para emprender otro camino, en la Nación preguntan por las SAPEM, por la falta de transparencia, por los molinos de Arauco y el costo de las aspas erróneas, por la crisis olivícola y los recursos distraídos en otros menesteres, por el aumento de la mortalidad materno infantil, por los magros resultados en Educación a pesar de las laptops. En la Nación se empezaron a preguntar que hizo con la plata que entró, ya no le creen eso del "colchoncito".


Como único responsable de esta historia, usted es el único que puede cambiarla. Somos capaces de acompañarlo a una salida digna y sin resentimiento, pero no intente comprarnos, los mercenarios ya están de su lado. Eso sí, confieso que sigo preguntándome ¿POR QUÉ? No estoy muy seguro, pero prefiero guardarme la respuesta. Me asiste el derecho. Ahora, ahora le toca a usted.


LA RIOJA, AGOSTO 2012
Con respeto, junto a RICARDO QUINTELA de corazón, un militante Q

No hay comentarios.:

 
Subir a Inicio